martes, 2 de noviembre de 2010


Probando los nuevos monitores Adam A7x en mi sala.
Por fin he podido probar el nuevo modelo que sustituye a los famosos A7 del fabricante Adam.
La primera impresión ha sido su gran potencia de volumen y la perfecta respuesta y nitidez en graves. Acostumbrado a mis NS10 es increíble como estos monitores responden perfectamente a frecuencias que yo sin subwoofer no llego a controlar, y con un tamaño de cono algo inferior.
Es un gustazo oír mezclas ajenas en ellos, la separación stereo es muy buena, te da la sensación de saber donde está cada instrumento, los detalles como las reverbs y efectos se aprecian bastante bien. Los agudos cristalinos y suaves a la vez son un gustazo gracias a su twiter de cinta, y todo ello sin percibir fatiga auditiva al terminar las pruebas.
Después de oir algunas de mis mezclas a través de ellos, me hicieron darme cuenta de algún pequeño exceso en la banda de graves que con mi equipo normal de escucha me han pasado mas inadvertido.
En fin, un gustazo de monitores que serán mi pareja ideal junto las NS-10, que le pese a quien le pese me han demostrado que si una mezcla suena bien en ellas, la mezcla está bien realizada.

0 comentarios:

Publicar un comentario